jueves, 5 de julio de 2012

Dos voces en impronta.

Dos voces en impronta:

Maribel Sánchez.

En días como hoy, habrían de crecer las mordazas
en mi boca, y sus bocas, en todas las bocas.
En días como hoy, los cristales de ventanas
amanecen opacos para ocultar a la mirada
el vacío del mundo, el negro latir de asfalto.
En días como hoy, el azul se vierte en fuego y llanto
sin importar donde posa su manto.
En días como hoy puedo llamar viento al huracán
que duerme junto a los olvidos.


David Romera.

En días como hoy se juzga al silencio que nada pide,
a la distancia se le acusa de celosa, de rabiosa y loca.
En días como hoy, vierten cubos de discordia
sobre quien pueda desgranarla sin esparcir sus despojos
sin pretender el bocado que tan sublime manjar provoca.
En días como hoy, el amor está borracho
difamando sus virtudes sin enterarse de nada.
En días como hoy, podríamos gritar satisfechos
por saber que todo se puede por aún nada haber hecho.

2 comentarios:

Mos dijo...

EN días como hoy, una buena impronta; sí, señores.
Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

Oréadas dijo...

En días como hoy, es un gusto pasar por tu espacio, y leer vuestras voces.
Un saludo