jueves, 29 de noviembre de 2007

UN CORAZÓN MUERTO (desde Poetas de transición)


Quedan restos en mi cuerpo
de los granates,
azules y rojos que me pintaste.
Para olvidar que te quiero
los miro desde el espejo.
En mis ojos, cicatrices aún de puro fuego
y mi boca con el mismo miedo
de ser otra vez víctima de tu tropiezo.
Para olvidar que te quiero
sólo tengo que sentir mi cuerpo mullido,
y sabe Dios que lo siento.
Me mataste el corazón.
Por eso recurro a la memoria
dejando en ella el mensaje:
He de olvidar que te quiero.

53 comentarios:

Malena dijo...

Dime, Maribel, ¿Cómo se puede olvidar que quieres a una persona? ¿Cómo puede hacerse sin que te duela el alma?

Chechu Arroyo dijo...

"Del querer al olvidar
hay un desierto de arena,
de recuerdos, fuego y pena
y un mar azul por llegar (...)"

Aquí me tienes Maribel. Como tu dices, a golpe de un clic.

ynarud dijo...

Brutal, a la vez que imposible el olvido, para bien o para mal. tan sólo puedes "guardarlo" en la memoria del olvidar quiero.
Yo, nunca olvido, lo bueno lo utilizo a diario y lo malo lo guardo. A veces se escapa pero lo pillo al vuelo.

un bes

Trini dijo...

Si el olvido fuese de quita y pon, cuántas lágrimas nos ahorraríamos...

Besos

en tierra de nadie dijo...

No se borran las huellas del amor en el alma, en el cuerpo.

Es la mente la que tiene que poner cordura, voluntad y esfuerzo y aún así la memoria siempre nos pone trampas. Los recuerdos son el peor engaño.

Aún así seguimos luchando.

"He de olvidar que te quiero"

¿es que se puede dejar de querer?

Gran poema, Maribel.

bss

ETDN

pd.- si te ha gustado mi último post, en mayo colgué otro del mismo tono. te pongo el enlace por si te apetece leerlo:


http://areaddescanso.blogspot.com/2007/05/una-deuda-pendiente.html

María Narro dijo...

y lo harás, cielo. De hecho, según veo, éste es un poema de tu tercer libro.

Tiempo.

las heridas las cura el tiempo, y las lágrimas, sí también. Sin revolcarnos en el dolor.

Preciso poema.

Un abrazo.

Tesa dijo...

Qué tristes son tus versos. Los tres últimos que hablan de silencios de víctimas de amor con el corazón roto.

Pero qué talento tienes para retratar el dolor del desamor. Me puse al día con placer.

Es muy bella tu poesía, Maribel, muy bella.

Un abrazo

Moony dijo...

Olvidar que le quieres... me parece imposible, quizá sea más sencillo olvidar que te duele hacerlo.
Aunque, no sé, también me parece tarea complicada.
En cualquier caso, quizá puedas ir dejándolo en el cajón de los ayeres y abrir uno nuevo para los hoy, en dónde él no se encuentre.
Cualquier cosa me parece difícil.

Demasiada intensidad concentrada en unas líneas para posibilitar olvidos :)

Un beso grande.

Doncel dijo...

ME AGRADÓ CONOCERTE. CREO QUE CUESTA OLVIDAR. un beso desde mi colina, quieres conocerla??
saludos

Mainumby dijo...

Las heridas puede cicatrizarlas el tiempo, sí.

El sentimiento, el amor, no habita en la memoria... Nada tiene que ver con ella...


Un abrazo, Maribel!!!

A.Querejeta dijo...

Coserás las heridas
con el mismo hilo de voz
con que coses la poesía.

Sibyla dijo...

Qué difícil la batalla
entre mente y corazón
la razón y la pasión,
distintas pero mezcladas,
se confunden en la nada,
sin saber a ciencia cierta,
cuál es nuestra selección.

Maribel, sigue escribiendo...
Un fuerte abrazo.

muxica dijo...

Difícil olvido si no fuiste tú la que dijo adiós, pero, vale la pena reintentarlo.
Un abrazo

Algaire dijo...

¿Por qué será que a pesar del daño que nos hagan nunca somos capaces de olvidar a la persona amada?, el dolor que nos inflingen debería de ser suficiente para borrar ese amor.
Buen fin de semana

Manual de Antrología dijo...

ojalá pudiéramos olvidar mirando en el espejo... hay que intentarlo

un abrazo

Orestes (Ex Al) dijo...

Tus poemas siguen siendo lecciones, no solamente por la forma, sino tambien por el contenido.
Mi admiración y un beso.
Mereces que siempre te quieran

Darilea dijo...

Un corazón roto, y un amor para pegarlo...
Dónde estas corazón?
Besitos Maribel un placer volver a tu casa.

Sandra Garrido dijo...

Tal vez el tiempo ayude a mitigar la herida, la cicatriz es permanente, y el amor si fue verdadero dificilmente se olvida.

Un besazo

Miguel Schweiz dijo...

La mejor manera de que un amor se quede sólo en un feliz recuerdo del pasado es volver a enamorarse. Es empezar de nuevo las veces que sean necesarias; una mirada, un roce que de pronto toca una fibra que parecía dormida en el intento de olvidar lo anterior. La vida no se para, el amor tampoco...
Basitos Maribel

L´HABITACIO D´ ARLES dijo...

Yo no creo que las heridas las cure el tiempo, las heridas cicatrizan pero ese tejido deja ya de ser elástico, y nunca más vuelve a ser el mismo. Tal vez, si nos implantasen células madre pluripotenciales en la memoria, conseguiríamos salir del atolladero del recuerdo. Porque al fin y al cabo, escribimos para cicatrizar mejor, no para curar, y si no, qué son todos estos poemas en el ciberespacio, más que procesos de cicatrización incompletos.
PD: Mucho tiempo sin escribirte nada, que no sin visitarte eh.

Manuel Rubiales Requejo dijo...

Un poema maravilloso. Enhorabuena.

Mainumby dijo...

Maribel, mi abrazo fuerte fuerte para vos...

Sibyla dijo...

Maribel, te notamos ausente. Deseo
que todo vaya bien.
Te echamos de menos amiga.

Un beso grande!!!

Malena dijo...

Maribel, corazón mío, no sé que te pasa pero mi corazón me dice que no estás pasándolo bien.

Tus penas son mis penas y tus alegrías las mías.

Todo tiene arreglo y después de un día gris y con lluvia puede estar aguardándote el más maravilloso de ellos. De esos que tu alma parece explotar de felicidad.

Llegará, no lo dudes .

Miles de besos, mi niña.

en tierra de nadie dijo...

A mi también me extraña tu ausencia. Espero que todo vaya bien.

Un beso muy fuerte

ETDN

Moony dijo...

Maribel ¿va todo bien?
Hace ya muchos días que tu silencio llena esta casa, y, la verdad, creo que nos estamos preocupando.
Ojalá vuelvas pronto.

Un beso enorme.

Marma dijo...

eeooooo!!
Maribel?

ynarud dijo...

eeeooooo!!
Maribel???
Donde estas???

;)

Leodegundia dijo...

Tus dos casas permanecen cerradas, pero así y todo te dejo un saludo y espero que regreses pronto.

María Narro dijo...

vale, te escribo mejor.

Besos.

A.Querejeta dijo...

¿Dónde te has metido?
¡Que ya se te echa de menos!

Un beso.

Maribel Sánchez dijo...

Malena, es algo imposible, pues incluso cuando las cicatrices son sangrantes y visibles, el cariño continua existiendo. Dicen que del amor al odio hay un paso pero primero tendría que aprender a odiar y creeme que eso no entra en mi forma de ser. (el amor es ciego ya lo dicen)

Gracias por todo amiga, por tu interes y tu cariño.

Besos

Maribel Sánchez dijo...

Chechu, me dejas unos versos que son todo un poema, lo guardo en un rincón de mi alma.
Gracias, besos

Maribel Sánchez dijo...

Ynarud, es lo mejor así, de lo bueno quedarnos todo y de lo malo guardarlo com experiencia para intentar no repetirlo.

Besos y muchisimas gracias por tus palabras y cariño.

Maribel Sánchez dijo...

Trini, estaríamos cambiandonoes de traje a cada instante y las fábricas de pañuelos tendrían que cerrar.

Besos

Maribel Sánchez dijo...

Etdn, no, no se puede dejar de querer, solo intentar el olvido con insistencia, o buscar la marca que hace recordar que ese querer duele demasiado.

Visitaré ese post ahora que ya estoy de vuelta, gracias amiga por todo. Un beso

Maribel Sánchez dijo...

María, el dolor solo ha de estar presente cuando nos acecha la melancolía, recordar tanto como se nos inflingió y tener presente que aquello no era ni amor ni vida.

Gracias María por todo y más. Besos

Maribel Sánchez dijo...

Tesa, dicen de mi que escribo de forma visceral, yo siempre dije que escribo lo que me vive y hay versos que forman parte de una vida afortunadamente ya pasada.
Gracias amiga un fuerte beso

Maribel Sánchez dijo...

Moony, todo es dificil y todo es facil, depende del día y lo que nos invada en el momento.

Gracias amiga, por todo, un enorme beso.

Maribel Sánchez dijo...

Doncel, gracias a ti, si, me acercaré a tu colina y lo haré con todas las ganas de adentrarme en ella.

Besos

Maribel Sánchez dijo...

Mainumby, el tiempo es siempre el gran aliado.

Gracias por todo amiga, por tus palabras aquí y en el correo, se que aunque lejos, siempre estás a mi lado.

Un beso

Maribel Sánchez dijo...

A. Querejeta, y si las agujas para esas costuras se resisten, ya buscaré la manera de dar las puntadas sin necesidad de ellas.

Gracias niño grande por estar y ser. Un enorme beso.

Maribel Sánchez dijo...

Sibyla, escribir es mi terapia, así que dificilmente dejaré de hacerlo.

Gracias amiga del alma por estar y por ese cariño que me dejas.

Besos

Maribel Sánchez dijo...

Muxica, fuí yo, pero pese a ello....
Gracias amiga, un beso

Maribel Sánchez dijo...

Algaire, esa es la pregunta del millón, si encuentras la respuesta avisame que lo celebraremos juntas.

Gracias, compañera, amiga, por todo, por estar y por llegar por ser y por acercarte con tus manos llenas de cariño y amistad.

Besos

Maribel Sánchez dijo...

Antrología, el espejo muestra muchas veces los surcos y cicatrices que ha dejado tanto dolor y sirve para que el olvido se vierta un poco más en la memoria pero aún así es dificil, muy dificil.

Gracias chicos, un beso

Maribel Sánchez dijo...

Orestes, no son poemas, son simplemente una forma de verter el sentimiento. Algún día de estos aprenderé a escribir de verdad.

Gracias amigo, por todo. Besos

Maribel Sánchez dijo...

Darilea, el placer es mío al encontrarte de vuelta.

Gracias,un beso

Maribel Sánchez dijo...

Sandra, hoy te has convertido en mi resorte, tu llamada me ha hecho salir del letargo en que me había sumergido y esas pocas ganas parece que empiezan a desaparecer aunque se que me costará pero poco a poco todo se logra.
Ese abrazo de boa del que siempre hablamos tu y yo hoy te lo dejo aquí pero con más fuerza que nunca.

Gracias niña mía.

Maribel Sánchez dijo...

Miguel, y una caja de aspirinas al lado para las contraindicaciones que lleva consigo el amor. :-)

Un besazo enorme

Maribel Sánchez dijo...

L'habitacio, cuanta razón tienes en tus palabras.

no te preocupes por no dejar tus comentarios, se que andas por aquí y eso ya me llena de alegría.

Besos y gracias.

Maribel Sánchez dijo...

Manuel, gracias por tus palabras, un beso.

Maribel Sánchez dijo...

A todos y cada uno de vosotros, gracias por ser, gracias por estar, gracias, me llenais y me entregais un cariño de esos que merece la pena atesorar entre fieltros y algodonoes.